miércoles, 23 de septiembre de 2009

Kárpov y Kaspárov emocionan

Los dos grandes reviven en Valencia el gran duelo del ajedrez mundial 25 años después.
Como hace 25 años, hubo mucha emoción, nervios, solemnidad en el bello escenario del Palau de les Arts, rigor en las normas, silencio sepulcral, nube de reporteros, la madre de Gary Kaspárov angustiada en la segunda fila... pero las partidas fueron peores porque Anatoli Kárpov, a los 58 años, se adaptó mal al ritmo rápido (media hora por jugador). Kaspárov, de 46, gana por 2-0 a la espera de lo que ocurra hoy y mañana.
"Éste es uno de los momentos más emocionantes de nuestras vidas". Antonio y Paula, una joven pareja mexicana, han venido desde su país para ver el duelo de los viejos gladiadores. "Es como un Madrid-Barça", decía el arquitecto madrileño José Fernando Lozano. Una legión de aficionados que siguieron las partidas por Internet desde todo el mundo, más los 350 privilegiados que han pagado 64 euros por el abono para los tres días, revivieron ayer la mayor rivalidad en la historia de todos los deportes, 25 años después del primer duelo entre Kárpov y Kaspárov, Moscú 1984.

Obviamente, ya no se odian. Pero las huellas psicológicas de aquella pugna épica de casi diez años no han podido borrarse: fueron más de 500 horas frente a frente en un escenario, y miles más pensando obsesivamente en el otro, bajo una tremenda presión política, social y deportiva. Si se cuentan sólo los cinco duelos por el título mundial, 144 partidas entre ambos; de ellas, 21 victorias de Kaspárov, 19 de Kárpov y 104 empates.

El veterano árbitro holandés Geurt Gijssen, es muy consciente de todo ello y no hizo la menor concesión a la tolerancia, aunque el duelo sea de exhibición: prohibió incluso a los comentaristas (a quienes el público escucha por auriculares) que hicieran chistes, para que las risas no molestasen a los pesos pesados del boxeo mental. Antes fue minucioso en cada detalle del escenario, desde los centímetros de la mesa hasta los zumos del refrigerio.

La principal novedad es un jeque jaqueador y futbolero: Sulaimán Al Fahim, dueño hasta hace dos meses del Manchester City, y ahora del Portsmouth; y presidente de la Federación de Ajedrez de Emiratos Árabes Unidos, y ahora de la Fundación Cuna del Ajedrez Moderno (algunos historiadores sostienen que el ajedrez con las normas actuales se inventó en Valencia a finales del siglo XV). Al Fahim, de túnica y turbante, dio la bienvenida a Kaspárov y Kárpov. Al otro lado de las butacas, la madre de Kaspárov seguía sufriendo. Como hace 25 años.
FUENTE:elpais.com

No hay comentarios: